Consejos

Opciones para hipotecar la casa para montar un negocio

¿Necesitas dinero para montar un negocio y te gustaría usar tu vivienda como aval? En este artículo te presentamos las diferentes opciones para hipotecar la casa que tienes para poder montar un negocio. Continúa leyendo para conocer todas las alternativas que puedes utilizar para conseguir capital para montar tu nuevo negocio hipotecando tu casa.

Opciones para hipotecar la casa para montar un negocio

Si tienes una vivienda en propiedad puedes conseguir un préstamo o crédito incluso aunque no tengas una nómina siempre y cuando consigas hipotecar tu casa. Se trata de una alternativa muy interesante si quieres emprender con un negocio y te encuentras en el paro o si necesitas dejar tu trabajo para poder dedicar todas tus energías a tu empresa pero no dispones de dinero suficiente para empezar tu negocios si no pides un crédito.

Como vemos en https://financiacionparaempresas.net/, son muchos los prestamistas y profesionales dispuestos a concederte el dinero simplemente poniendo tu vivienda como aval siempre y cuando tengas claro que se trata de negocios complicados que tendrán siempre algunos costes y puntos negativos que será importante que medites bien para no contraer deudas elevadas a las que después no vayas a poder hacer frente.

Si te diriges a un banco a pedir un crédito sin tener ingresos estables puedes tener por seguro que no conseguirás financiación pero si tienes una vivienda que puedas usar como aval sí podrás obtener dinero de un prestamista privado. Si hipotecas tu casa para montar un negocio conseguirás liquidez rápidamente aunque no tengas ingresos y también podrás reunificar todas tus deudas e incluso pagar menos por ellas de forma sencilla.

Entre las opciones principales para hipotecar la casa para montar un negocio podrás solicitar este tipo de hipoteca a brokers o intermediarios financieros y también a empresas de capital privado. Entre las diferentes opciones podrás conseguir líquido de 12000 hasta 300000 euros, con lo que sin duda es una de las mejores alternativas de financiación que existen teniendo en cuenta que incluso puedes conseguirla sin tener ingresos fijos y estables. Además podrás devolver estos créditos o hipotecas en plazos de entre cuatro y quince años. La mayoría de prestamistas te responderán rápidamente, en un espacio de entre 24 y 48 horas y te permitirán conseguir dinero y financiación incluso aunque estés en ASNEF o en algún fichero similar.

Ahora bien, los expertos también reseñan la importancia de conocer los peligros que todas estas opciones para hipotecar la casa para montar un negocio y conseguir liquidez entrañan.

En primer lugar, con la mayoría de estas hipotecas te cobrarán un interés más alto que los clásicos préstamos o créditos personales aprovechándose de tu delicada situación para conseguir un crédito. Por ejemplo, si el tipo de interés normal está entre el 8 y el 12 este tipo de hipoteca no bajará del 20 y seguro que también te cobrarán las comisiones de apertura, de gestión, etc. con lo que pregunta siempre que puedas sobre las comisiones antes de firmar nada para evitar contratiempos desagradables.

Además, otra de las desventajas de hipotecar la casa para montar un negocio es que si no puedes pagar los prestamistas privados no tendrán tanta paciencia como los bancos sino que su reacción será mucho más rápida: pasarás a figurar en ASNEF o en el RAI y embargarán tu vivienda tan rápido como puedan.

Por último, también podrás rehipotecar tu casa aunque no hayas terminado de pagar tu primera hipoteca si necesitas financiación para montar un negocio. Se trata de una operación muy arriesgada que sólo deberás realizar en casos delicados y si tienes claro que vas a poder hacer frente a la deuda porque además de afrontar los pagos de la nueva hipoteca tendrás que pagar los gastos de cancelación de la primera y los de apertura de tu nueva hipoteca.

Compartir: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter