Consejos

7 ventajas de usar mantas térmicas para tu piscina

Las mantas térmicas para piscinas pueden llegar a aportar una cantidad de ventajas y beneficios increíble para conservar y mantener el agua de tu piscina en perfecto estado. En el siguiente listado vas a poder comprender que tener uno de estos elementos puede ser muy ventajoso para ti y que te ahorrará mucho más de lo que puedas imaginar en el propio mantenimiento de la piscina que tengas, puesto que se adaptarán a la perfección ya que cuentan con muchos tipos diferentes.

¿Qué son las mantas térmicas para piscinas?

Antes de comentarte las innumerables ventajas que tiene este producto, queremos describirte con total detalle qué son las mantas térmicas para piscinas para que sepas en qué consisten y cómo es su funcionamiento.

Las mantas son recubrimientos para las piscinas que consiguen, entre otras cosas, que la temperatura que tiene el agua no se pierda, conservándose y evitando, por ejemplo, que tengamos que utilizar otro tipo de productos como calentadores que pueden consumir mucha energía. El material con el que están fabricadas las mantas térmicas ayudan a que el agua quede protegida y por lo tanto, también ayude a mantener la piscina en perfectas condiciones para el siguiente día. Es importante que tengas en cuenta que para que una manta térmica funcione correctamente deberá de cubrir por completo las dimensiones de la piscina.

Beneficios de las mantas térmicas para piscinas

Por lo general, cuando se compra una manta térmica para piscinas el principal objetivo por el que se adquiere es para climatizar el agua y aprovechar la buena temperatura durante más tiempo, sin embargo, hemos realizado una consulta a los expertos de PiscinasAthena para que nos hablen de otras ventajas sobre las mantas térmicas y estas son las principales que nos han comentado.

Conservan la temperatura del agua

Es posiblemente la ventaja más visible de estos productos y por la que todos suelen adquirirlos. Al colocar la manta sobre la piscina, una vez que ha obtenido la máxima temperatura gracias a los rayos del Sol, cuando se vuelve a destapar, por lo general, a la mañana siguiente, el agua seguirá estando caliente y muy apetecible.

El agua va a ir subiendo de temperatura en verano, estando más fría por la mañana y por la tarde obtiene el punto más agradable, puesto que ha recibido el calor del Sol y por lo tanto, su temperatura sube. Al cubrir el agua con la manta térmica, esta temperatura se mantiene toda la noche y, por la mañana, se consigue mantener la temperatura.

Reduce la evaporación del agua

En aquellos casos en los que la piscina la uses solo los fines de semana, puede ocurrir que solo aprecies este detalle cuando te acerques a ella, y es que el agua puede evaporarse con mucha facilidad por el Sol. Es por esto que, si durante el tiempo que no la utilizas, la tapas con este producto, el agua puede evaporarse, pero volverá de nuevo a caer sobre la piscina y no tendrás que ir recargando el agua que se ha evaporado, como podría pasar en otras circunstancias. Esto hace que puedas rellenar la piscina a principios de verano y que, cuando termine esta estación, cuentes con prácticamente la misma agua, sin gastar más de la cuenta.

Ahorrarás mucha agua y tratamientos químicos

Como hemos comentado más arriba, vas a poder ahorrar mucho más en agua, puesto que este elemento no se evaporará con tanta facilidad. Sin embargo, otra de las ventajas es que no tendrás que utilizar tantos tratamientos químicos, puesto que el agua que ya tienes en la piscina estará tratada y si vas llenando con agua nueva, tendrás que hacer cálculos para que el agua que incluyas también esté tratada como es debido.

Evita que la piscina se ensucie

Las mantas térmicas son una excelente barrera para evitar que con el viento o con la llegada del otoño, nos encontremos con la piscina repleta de hojas, ramas, insectos u otros elementos que lo que han a conseguir es que la piscina esté sucia y debamos de realizarle un nuevo tratamiento químico o una limpieza a conciencia con un limpiafondos. Al descubrirla solo cuando queremos bañarnos, estaremos conservando en mejores características la piscina y a disfrutaremos más sin tanto mantenimiento, ahorrando en tiempo y también en dinero.

Ahorrarás en la factura de la luz

Cuando deseas tener la piscina a una temperatura óptima, lo normal es que tengas un calefactor que debas de activar y poner en funcionamiento tiempo antes de bañarte. Este tiempo puede variar según el volumen de agua de tu piscina, pudiendo pasar de minutos en las más pequeñas hasta horas en las grandes. Un tiempo en el que se estará consumiendo para climatizar la piscina y, por lo tanto, gastando mucha energía y viendo un gran aumento en la factura de la luz. Al no tener que usar energía eléctrica con las mantas térmicas, vas a conseguir ahorrar este dinero y por lo tanto, el gasto será mucho menor.

Previenen accidentes

Teniendo una buena manta térmica para piscinas se consigue prevenir de muchos accidentes, puesto que, al estar el agua completamente tapada, supondrá una barrera que evita los ahogamientos, aunque cabe destacar que es necesario que la lona esté colocada de manera correcta, para que el peso del menor, que son los que suelen introducirse en el agua o caerse al no ver el riesgo que tienen las piscinas, no haga ceder la manta y se hunda.

Son económicas y muy fáciles de poner

Por suerte, las mantas térmicas de piscinas no tienen un precio excesivamente alto y, por lo tanto, no va a requerir una inversión muy alta. Si se mira con detenimiento el coste total de estos productos con las ventajas que tienen y, además, de todo el dinero que una persona puede llegar a ahorrar con su instalación, comprobará que merecerá la pena por todo lo que puede conllevar.

Por otro lado, e incluyéndolo en la misma ventaja, se tratan de productos fáciles de poner y también de quitar, que cualquier persona puede disfrutar de ellas y que su mantenimiento es mínimo, por lo que es algo que todas las piscinas deberían de tener instaladas.

Compartir: Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter